ANÁLISIS DEL CONOCIMIENTO DE LOS ESTUDIANTES DE LICENCIATURA EN ENFERMERIA ACERCA DE LA BIOÉTICA.

SANTA CLARA. 1999-2000.

 

Autor:

Maybell Pérez Rodríguez *

Tutores:

Lic. Odalis Quesada Rabelo **

 

Lic. José Martín Medina ***

   

* Estudiante de 5to. Año de licenciatura en enfermería.

** Licenciado en enfermería, representante del ISCMVC “Serafín Ruiz de Zárate Ruiz”

*** Licenciado en enfermería, profesor instructor del ISCMVC “Serafín Ruiz de Zárate Ruiz”


Resumen

 

 

 

En nuestro trabajo se realizó un análisis comparativo de los aspectos y conocimientos acerca de los principios de la bioética que poseen los estudiantes de 5to año del curso regular diurno del año 1999 con respecto a los del año 2000 debido a que los mismos se encuentran en la etapa de pregrado y laboran diariamente con las personas siendo aquí donde más cerca está el sentimiento humano, causa por la que es necesario reflexionar acerca de la aplicación de estos principios por la importancia que tiene ver al hombre como ser autónomo con derecho a opinar y saber sobre la conducta que pretendan asumir con él. La información de este trabajo fue obtenida mediante la realización de una encuesta al 70% de los estudiantes que cursaban el 5to año en estudiantes estaban capacitados para ejercer el principio de la autonomía (71%), justicia (80%) y beneficencia (57%) a través de acciones independientes, interdependientes y dependientes de enfermería.

 

Palabras claves:

1. Bioética

2. Estudiantes

3. Principios


 

Introducción

 

 

La calidad de vida es algo esencial para el ser humano, su garantía depende en gran medida de los avances científico-técnicos. Nuestro país dedica serios esfuerzos económicos a la salud pública y al bienestar del hombre, pero esto no impide que en este campo, como en tantos otros, se haga sentir el peso de la política hegemónica de los Estados Unidos. Lo que nos obliga a buscar continuamente alternativas de solución para nuestros problemas.

La ética es una ciencia filosófica que parte de la interpretación materialista, dialéctica de la esencia social del hombre y de las leyes del desarrollo de la moral como forma específica de la conciencia social, por lo que sus postulados atañan directa e indirectamente la práctica vital del hombre (1). La interpretación materialista de la esencia social del hombre sustenta la ética y la moral, las que se encuentran íntimamente relacionadas con la filosofía y sirven de base en nuestro país a la aplicación de la bioética, disciplina surgida en Norteamérica en la década del 70 y que incluye dentro de sus postulados las normas de conducta que deben prevalecer en las formas modernas de la medicina social.(2).

El sistema de valores que nuestra sociedad asume como suyos están en concordancia con el momento histórico y con la estructura de las relaciones sociales y estas tienen sentido únicamente en relación con la vida del hombre, con su salud y su bienestar(3). Como reguladores y orientadores de la acción humana, los valores parten de la práctica y se convierten en conocimientos y proyectos que inciden activamente sobre la práctica social. (4).

Los principios de la bioética se basan en la interrelación dialéctica entre el profesional de la salud y el individuo (sano o enfermo), la familia y la sociedad. Aunque se reconocen de forma universal los principios de la autonomía, beneficencia y justicia en nuestro sistema de salud y apoyado en normas propias de la conducta social y en la posición humanista y Marxista Leninista de nuestros principios, se añade uno muy importante: la solidaridad.

Es importante que todo profesional de la salud tenga presente en su labor diaria los principios bioéticos, sobre todo que los que se encuentran en la etapa de pregrado se nutran de estos principios ya que desde los primeros momentos de la carrera están en contacto directo con el paciente pero en quinto año laboran diariamente con ellos siendo aquí donde más cerca está el sentimiento humano.

EL enfermero tendrá presente el humanismo como máxima expresión de la fraternidad entre los hombres. En 1947 en el juicio de Nuremberg  se comenzó a considerar y discutir en grupo de elementos relacionados con la ética del profesional de la salud y su responsabilidad en el mantenimiento de la vida, comienza así el discurso moderno sobre bioética que, a pesar de ser una disciplina en particular, es parte integrante de la ética en general. (5).

El enfermero descarga su responsabilidad siempre que haya ayudado lealmente al paciente y/o a sus familiares a descubrir y saber emplear los recursos disponibles con una clara conciencia de los verdaderos beneficios y riesgos, esta cuestión no debe ser privativa de un solo grupo profesional, le interesa e incumbe a todos los integrantes del equipo de salud.(6).

Esta investigación responde a la necesidad de propiciar la reflexión del personal de enfermería sobre los aspectos éticos del ejercicio de la profesión, enfatizando en la necesidad de reconocer al paciente como un sujeto autónomo que tiene derecho a saber, opinar y decidir sobre la conducta que pretenden asumir los profesionales de la salud, evitarle enfermedades, o diagnosticar, tratar y rehabilitar en caso necesario. (7).


 

Objetivos

 

 

Por lo anteriormente planteado esta investigación se realiza con el objetivo de:

 

  1. Valorar el nivel de conocimiento de los principios de la bioética que poseen los estudiantes de enfermería de quinto año del curso regular diurno.
  2. Para lo cual nos trazamos las siguientes tareas:
  3. Determinar los conocimientos que acerca de los principios de la bioética tienen los estudiantes del curso regular diurno en el año 2000
  4. Comparar el dominio que sobre los principios bioéticos poseen los estudiantes del año 1999 con los del año 2000
  5. Evaluar la capacitación sobre las responsabilidades básicas de enfermería que poseen los estudiantes.

 

Material y método

 

 

La confección de este trabajo se realizó tomando un muestra de los estudiantes de quinto año diurno del año 1999 de los diferentes hospitales Clínico-Quirúrgicos en el período de Diciembre a mayo del 99 ya que estos se encontraban en la etapa de pregrado y a un paso de la graduación adquiriendo así la gran responsabilidad de ser profesional de la Salud, causa por la que se escoge al quinto año.

La información fue obtenida al aplicarle la encuesta a 82 estudiantes de 116 que cursaban el quinto año, muestra representativa de un 70% de la misma.

Esta encuesta fue aplicada individualmente de forma anónima a cada alumno recogiendo los datos para complementar los objetivos propuestos.

El procesamiento de la información se realizó en una computadora y se presenta en forma de tabla.


 

Resultados y discusión

 

 

Se realiza un análisis comparativo de la muestra de quinto año 1998 con la muestra de quinto año del 1999 para poder explorar el nivel de conocimientos de los principios bioéticos.

 

Tabla #1

En esta se representa un análisis comparativo realizado a los estudiantes de quinto año (1999) tomados como muestra con respecto a los del quinto año del 2000, según el nivel de capacidad para ejercer el principio de la justicia: donde existe 56 estudiantes (1999) que le daba prioridad al individuo en el plano biopsicosocial para un 75% en la mayor medida, en 2000 existían 66 estudiantes para un 80%. En 1999 siete estudiantes se encontraban capacitados para priorizar (9%) y en 1999 existían seis para un 7%. En 1999 existían 12 que solo priorizaban el plano biológico (16%), en 2000 son 10 estudiantes para un 12%. Es importante señalar la importancia que tiene ver al hombre como un ser biopsicosocial y el valor de este principio que se debe ejercer a través de las instituciones de salud, pues la justicia no es parte de la virtud, sino toda la virtud (8), virtud que debe tener todo profesional de la salud y no despreciar el 12% biologisista y el 7% que se encontraban incapacitados para priorizar, aunque sea en mayor cuantía (80%) los que actúan correctamente.

 

Tabla #2

En esta se muestra el criterio para ejercer la autonomía comparando los resultados del año 1999 y 2000 donde en 1999 existían 15 a favor de este principio (20%) y en 2000 son 58 para un 71%. En 1999 en contra e incapacitados para incumplirlos existían 30 estudiantes de cada uno para un 40% de ambos. En el 2000 existen 14 en contra para un 17% y 10 incapacitados para un 12%. Resulta indispensable que los estudiantes se nutran más acerca de este principio puesto que toda persona tiene derecho moral y legal de autogobierno, una cualidad inherente de los seres racionales, capacidad que emana de la capacidad de los seres humanos para pensar, sentir y emitir juicios sobre lo que consideran bueno (8).

 

Tabla #3

En esta se representan los resultados obtenidos en el año 1999 y 2000 para ejercer el principio de la beneficencia. En 1999 existían 43 estudiantes capaces de cumplirlo aplicando PAE convencidos de su utilidad que representan un 57%, en el 2000 existen 56 para un 68%. En 1999 existían 4 estudiantes que solo cumplen tratamiento indicado (5%). En el 2000 existen 17 para un 20%. En 1999 existían 28 que realizan PAE por obligación (37%), en el 2000 existían 9 para un 10%. Resulta de gran importancia enfatizar en la reflexión de este 10% que no reconoce la importancia del PAE siendo este el método científico que constituye un marco teórico para aplicar todas las acciones de enfermería dirigidas a resolver los problemas del individuo, la familia y la comunidad.

 

Tabla #4

Esta muestra los resultados de un análisis comparativo entre 1999 y 2000 según los resultados obtenidos de la responsabilidad de aliviar el sufrimiento. En 1999 existían 8 estudiantes que utilizan la terapéutica medicamentosa que indica un 11%, en el 2000 cinco para un 6%, en 1999, 68 capaces de utilizar todo tipo de acción para un 83%, esto marca una mayor cuantía, en el 2000 , 67 estudiantes para un 81%. En 1999 existían cinco que dejan esta tarea a los familiares de los pacientes  para un 7%, en el 2000 existen 10 para un 12%. Sería importante la reflexión sobre este 6% que se limita al cumplimiento de la indicación médica al igual que el 12% que deja la tarea  a los familiares, pues en el profesional de la  salud debe prevalecer el humanismo como doctrina de comunicación que supone convicciones reflexivas y mayor capacidad para entender el “Fenómeno Humano” en toda su magnitud organopsíquica (10) y saber actuar a favor de esta.


 

Conclusiones

 

 

Según los resultados obtenidos a través de la encuesta aplicada arribamos a las conclusiones que los estudiantes del año 2000 se encuentran mejor capacitados para ejercer los principios bioéticos con respecto a los del año 1999, además, los estudiantes del 2000 a través de acciones independientes interdependientes y dependientes son capaces de cumplir las responsabilidades básicas de enfermería aplicando los principios bioéticos.

 


 

Referencias bibliográficas

 

 

  1. Sales Perea R.S. Principios y enfoques bioéticos de la educación médica cubana, Edic. Med. Sup., 1996; 18(1): 28-37.
  2. Alonso Menéndez D. Von Smith V; Ramírez Márquez A, Ortega A. Ética y Deontología Médica: texto provisional. (S.L.; S.A.). p.
  3. Rodríguez Ugidos Z. Filosofía , ciencia y valor. La Hab: De Ciencias Sociales, 1985. p. 38-35.
  4. Fabelo I.R. Valores Universales en el contexto de los problemas globales. La Hab: (s.n.), 1990. p. 13-42.
  5. Sass H-M. La Bioética: Fundamentos Filosóficos y aplicación. Washington, D.C.: OPS. 1990. p. 18-25. Antón Palmera P. Enfermería: ética y legislación. Barcelona: Ediciones Científicas y Técnicas, 1994.
  6. Amaro Cano M.C. Principios básicos de la bioética. Rev. Cubana Enf. 1996, 12(1): 32-39.
  7. Aristóteles. Ética Nicomátiquea. México, D.F.: De Porruá; 1992. p.25-29.
  8. Pellegrino D.E. La relación entre la autonomía y la integridad de la ética médica. Bol of SanitvPanam. 1990; 108(5-6):.p.379-389.
  9. Velazco-Suárez M. Neurociencia, bioética y humanismo . Gac. Med. Mex. 1993; 129(6): 413-414.

 

Anexo

 

Tabla I

Comparación según el nivel de capacitación para cumplir el principio de justicia entre 1999 y 2000. ISCMVC.

 

Años

1999

2000

Nivel de capacitación

Total

%

Total

%

Prioridad plano biológico

12

16

10

12

Prioridad plano biopsicosocial

56

65

66

80

Incapacidad de priorizar

7

9

6

7

 Fuente: encuesta.

 

 

Tabla II

Comparación según criterios para ejercer la autonomía entre el año 1999 y 2000. ISCMVC.

 

Años

1999

2000

Criterios

Total

%

Total

%

Apliqué principios

15

20

58

71

No aplico el principio

30

40

10

12

Estoy en contra

30

40

14

17

 Fuente: encuesta.

 

 

Tabla III

Comparación entre criterios para ejercer la beneficencia entre el año 1999 y 2000. ISCMVC.

 

Años

1999

2000

Criterios

Total

%

Total

%

Cumplo tratamiento indicado

4

5

17

20

Cumplo tratamiento y aplico PAE por convicción

43

57

56

68

Cumplo tratamiento y aplico PAE por obligación

28

37

9

10

 Fuente: encuesta.

 

 

 

Tabla IV

Comparación según responsabilidad de aliviar el sufrimiento entre 1999 y 2000. ISCMVC.

 

Años

1999

2000

Alivia el tratamiento con

Total

%

Total

%

Analgésicos y sedantes

8

11

5

6

Todo tipo de acciones de enfermería

62

83

67

81

Dejo función a familiares

5

6

10

12

 Fuente: encuesta.